Diccionario Herbal: Aloe Vera

ALOE VERA


ORIGEN

El género Aloe, también es conocido como sábila, pertenece a la familia de las Liliaceae. Es la misma familia de la azucena, del ajo y de la cebolla. Comprende plantas originarias de África, de Madagascar y de Arabia.
La etimología de esta palabra no está muy clara. Podría derivar de una palabra de origen oriental, árabe probablemente, qué significa "amargo" o del griego "àls-alòs" que significa "sal", para recordar su sabor amargo parecido a aquel del agua de mar. Cualquiera sea su etimología está segura que es una planta conocida desde los tiempos más antiguos por sus múltiples capacidades terapéuticas.


En España pueden cultivarse algunas especies de aloe vera, de hecho encontramos especies salvajes en el sur del litoral. Aquí podrás descubrir como cultivar esta planta en casa.

PROPIEDADES


  • Reduce la acidez de estómago favoreciendo el equilibrio de la flora intestinal. Uno de sus principios activos, la aloemodina actúa directamente sobre la mucosa intestinal regulando las funciones digestivas. 
  • Se le atribuyen propiedades regeneradoras de las células fibroblásticas de la piel, que se encuentran en la dermis y son las responsables de la formación de colágeno. Al celerar la producción de colágeno, lo que también hace que se atenúen las arrugas existentes reduciendo la aparición de otras nuevas. Además, aporta proteinas, que consiguen mantener la piel tersa y flexible. 
  • Posee cualidades antiinflamatorias ya que tiene una capacidad enzimática ayuda a que los nutrientes de los alimentos sean aprovechados de forma completa, evitando la formación de sustancias que el cuerpo no ha digerido cuyos depósitos son los responsables de los anticuerpos, muy presentes en la mayoría de los procesos reumáticos y artríticos. Si a todo esto sumamos el contenido de ácido acetilsalicílico que se encuentra en el Aloe vera, obtendremos como resultado una merma del dolor y la inflamación que cursan los procesos reumatoides y artríticos. 
  • Tiene un efecto broncodilatador con lo que podemos concluir que alivia con rapidez los desagradables síntomas del asma. El Aloe vera también es inmunomodulante y antiinflamatorio, por lo que reduce con eficacia los síntomas del asma causada por alergias. 
  • Es muy efectivo en problemas capilares debido a que sus principios activos son similares a los de la queratina y sus complejos aminoácidos están compuestos de forma idéntica a la de los folículos del cabello. También tiene poder bactericida y fungicida, lo que hace que elimine la caspa y la seborrea y su acción enzimática arrastra las células muertas del cuero cabelludo dejándolo brillante e hidratado. 
  • Ayuda a que las heridas cicatricen con mucha mayor rapidez, hasta un 50% más rápido, sin que se formen queloides. Reconstruye el tejido permitiendo que el oxígeno llegue a la herida. 
  • Su alto contenido en calcio, potasio y celulosa convierten al aloe vera en un excelente coagulante ya que fabrica en las heridas una red de fibras que fijan las plaquetas de la sangre, sellando y permitiendo que coagulen y cicatricen. 
  • Consumido en forma de zumo o jugo puede reducir los niveles de colesterol ya que entre sus principios activos, contiene ingredientes que lo emulsionan facilitando su eliminación del cuerpo. 
  • Tiene una potente acción bactericida sobre la placa dental, así que reduce su formación y permite una limpieza en profundidad de los dientes. 
  • Es rico en la enzima de la digestión y protege el aparato digestivo regenerando y estimula el crecimiento de su flora bacteriana, mejorando así la absorción de las sustancias nutritivas y la redistribución y eliminación de los residuos evitando las desagradables flatulencias, rehidrata sus tejidos y neutraliza el pH como un agente alcalinizador. 
  • Contiene un principio similar al ácido acetilsalicílico, lo que lo convierte en un analgésico natural con efecto sedante y antiinflamatorio.
  • Ejerce un efecto barrera impidiendo que el agua natural de la piel se pierda debido a la acción de los polisacáridos. Es un humidificador perfecto para la dermis. Tiene una gran capacidad de trasportar nutrientes hidratando todas sus capas facilitando su total absorción. 
  •  El consumo de Aloe vera de forma continuada, normaliza los niveles de tensión arterial en pocas semanas. 
  • La híperpigmentación cutánea, o manchas en la piel tan habitual en personas de avanzada edad, o en personas que han dado a luz o utilizan anticonceptivos o que han tenido una exposición al sol tras una depilación o un golpe, se puede tratar a base de aloe vera ya que elimina la acumulación de la melanina en la piel que es lo que causa las manchas oscuras. Es muy útil en la curación del acné, psoriasis, dermatitis, celulitis, eczemas, hemorroides, arrugas, verrugas, etc.
  • Los rayos ultra violeta “alfa” o UVA son los responsables de que se produzcan las quemaduras solares, que a corto plazo producen dolor y descamación y a largo plazo, el envejecimiento prematuro de la piel e incluso cáncer. El pigmento de la piel o melanina es la defensa natural que la piel tiene contra las agresiones solares. Esta actúa como barrera. Los absorbe y los dispersa. El que el color de la piel de una persona sea más oscuro, es debido a la mayor concentración de melanina en sus tejidos cutáneos exteriores, pero no se debe pensar por eso que tiene garantía total de protección solar y debe protegerse también. Los filtros solares que hay en el mercado contienen componentes que dispersan los rayos UVA de una forma parecida a como lo hace la melanina. Algunos de los mejores filtros solares contienen aloe vera entre sus componentes para hidratar la piel seca y dañada y ayudar a formar una pantalla para defenderse. 
  • Se desconoce con exactitud qué produce la psoriasis. No es el factor climatológico ni alimentario, ya que se da en todos los países del mundo y en todas las culturas. Se caracteriza por la aparición de manchas circulares de piel escamosa, rosadas y hasta amoratadas rojizas. Salen sobretodo en rodillas, codos y a veces detrás de las orejas y en el cuero cabelludo o en la parte superior de la frente. A veces hasta en el rostro. La psoriasis es extremadamente difícil de curar y cuando aparece, persiste por mucho tiempo. No es una enfermedad contagiosa. Los tratamientos que hoy por hoy existen, son tratamientos paliativos del tipo corticoides, que lejos de curar, crean numerosos efectos secundarios. Los dermatólogos ya hace algún tiempo están tratando esta afección con cremas de alta concentración de aloe combinándolas con el consumo interno de este y una dieta equilibrada y reforzada con vitaminas y antioxidantes. 
  • La planta del aloe vera ha hecho famosa sobre todo por ser recurrente y eficaz en su uso en quemaduras. Hay tres factores que actúan de forma conjunta. Primero: la planta tiene principios activos similares al del ácido acetilsalicílico, que al combinarse con el magnesio, que está presente en el Aloe vera, producen un efecto anestesiante en la zona de la quemadura. Segundo, la planta cubre un amplio espectro bacteriano, lo que favorece la asepsia de la quemadura evitando que se infecte. Tercero: actúa sobre las prostaglandinas, un conjunto de sustancias grasas que intervienen en la respuesta inflamatoria: vasodilatación, aumento de la permeabilidad de los tejidos permitiendo el paso de los leucocitos, antiagregante plaquetario, estímulo de las terminaciones nerviosas del dolor...El Aloe vera produce una regeneración en la dermis tan sumamente rápida que se forman nuevas células alrededor de tejidos dañados de la epidermis haciendo que cierren sin producir costra ni cicatriz.
  • El jugo de la planta de aloe vera contiene un caudal de nutrientes. Muchas personas beben el jugo o zumo de aloe vera como desintoxicante natural. Además de sólo tener o calorías por cada 28 gr de zumo, también lo convierte en un buen aliado para quienes quieren seguir una dieta de adelgazamiento o desintoxicante. 

CURIOSIDADES

  • Los primeros testimonios del uso medicinal del aloe vera han sido hallados sobre una tableta de arcilla hallada a Nippur en los aprietas de Bagdad y fechada 2.200 a.C. Aunque los chinos fueron los primeros en utilizarlo.
  • En el antiguo Egipto se la conocía como la planta de la inmortalidad, ya que posee propiedades excepcionales. Cleopatra lo usaba como ingrediente esencial en sus curas diarias.
  • La Biblia habla frecuentemente del aloe y en el siglo I d.c. Diosocorides describió extensamente el aloe en su herbolario griego y también de sus virtudes medicinales y cosméticas. Alejandro Magno conquisto la isla Socotorra, al sur de Arábia, porque se encontraban grandes cantidades de aloe, que servirían para la curación de heridas y enfermedades de sus soldados durante las conquistas.
  • Los Españoles llevaron el aloe al continente Americano durante su conquista. En España, a lo largo de la ribera del Mediterráneo, el aloe vera el elemento esencial de la medicina popular, hasta que su uso generalizado en la  farmacia moderna, lo dejo en el olvido con la mayoría de plantas medicinales.
Fuente: lineasysalud.com

Share

Añadir un comentario

 (con http://)